Archivo de la etiqueta: merchandising

Ministro Mono

Coincidiendo con la campaña para las elecciones europeas, las calles de Madrid ya han aparecido empapeladas con los carteles de este nuevo y peculiar candidatoun mono presenta su candidatura a Ministro de Economía a través de un vídeo y de su propia página web en el que expone su prometedor programa electoral.

Durante un minuto y medio, podemos ver a un mono querido por las masas (¡al loro! ya han puesto a la venta merchandising de la campaña) capaz de colgar el teléfono al mismísimo Barack Obama.

Además, según promete en su vídeo electoral, “Votar a Mono es votar por el futuro económico que todos queremos”. El único que parece ser capaz de hacer desaparecer la inflación o dinamitar la deuda… literalmente.

No, esto no forma parte de una fantasía absurda de Homer J. Simpson, está claro que detrás de esta campaña hay una marca invirtiendo -y no poco- con la esperanza de aumentar su notoriedad. No obstante, aun no hay indicios sobre quién podría estar involucrado en esta campaña…

Si tuviera que apostar, fijaría mi objetivo en una marca que tuviera como premisa vincular sus campañas al territorio humor sin la presencia de humanos. Se me ocurre, por ejemplo, Mixta. Veremos quién anda detrás de todo esto.

 Visto en: MarketingDirecto

Anuncios

Co-branding: Hello Kitty y Playboy

Existen co-brandings difíciles de comprender y más allá, en otro nivel, se encuentra esta colaboración entre las marcas Hello Kitty y Playboy, que han convertido al famoso icono ‘Kawai’ (la gatita) en ‘Sexy Kawai’, con motivo del 40º y 60º aniversario de ambas marcas, respectivamente, creando una colección de merchandising para la francesa Colette.

La responsable de tal ‘Frankestein’ se llama Sarah Andelman, fundadora de Colette, que se atreve a declarar que “people thought I was crazy, but now everyone agrees they look amazing together”

Así pues, Hello Kitty se viste de conejita y el conejito de Playboy se coloca el lazo de Kitty, un sorprendente cruce de simbología que da lugar a esta nueva propuesta:


Como dato, estudios realizados por la Escuela de Management de Carlson aseguran que el 90% de las estrategias de co-branding fracasan. Los principales errores cometidos recaen en la elección de la marca colaboradora y en la construcción del discurso. El consumidor acaba preguntándose qué es ese producto realmente y en consecuencia qué es esa marca. Un mal co-branding puede diluir nuestra imagen de marca.

Hemos visto hacer de todo a Kitty: Ropa interior, jugar a Street Fighter, brandear un avión e incluso disfrazarse del grupo Kiss, pero esto de asociar el soft-porno a una marca que llevan millones de niñas a la escuela, no es que parezca una gran idea…

Mi descabellada teoría conspiradora: Disney es quien está detrás de todo esto. El negocio de convertir a Hannah Montana en Miley Cyrus seguro que les ha salido más que rentable, por lo que convertir a una inocente gatita en un sugerente conejito podría no ser tan descabellado y seguiría en la línea de pervertir sutilmente a sus fieles seguidoras.

Parece que le he dado a Íker Jiménez material para rato…

Visto en: Branzai. Fuente dato: Ondho